El Qi Gong

El Qi Gong es un arte terapéutico de origen chino, creado por los grandes sabios taoístas para fortalecer el organismo en todos sus niveles. Es un estilo de vida que requiere sinceridad, perseverancia y humildad. Cuando la práctica está impregnada de estas tres virtudes, llega la salud y el despertar.

QI, es la Energía Vital Original.

GONG, designa el movimiento de esta energía.

QI GONG, es el arte de transformar y de equilibrar dicha energía.

Se divide en:
Qi Gong estático. El Qi puro se acumula, nos nutre y nos proporciona la verdadera fuerza interna.
Qi Gong dinámico. El Qi fluye de forma homogénea por todo el cuerpo, elimina a su paso la energía estancada y se produce un profundo equilibrio energético.

Su práctica se fundamenta en:

• Guiar la energía a través de la respiración
• Guiar la energía a través de la intención
• Guiar la energía a través de movimientos internos y externos

Aunque la ciencia no ha podido aclarar todavía todos los misteriosos beneficios que reporta el Qi Gong, sí se puede decir que los primeros estudios en Occidente han demostrado eficaces resultados en:

• El sistema nervioso central y en la regulación del resto de los sistemas.
• En el funcionamiento orgánico en general
• En el mantenimiento de articulaciones, músculos, tendones… y en la regulación de las estructuras con efectos correctores.

Además de prevenir las tensiones y equilibrar la mente nos ayuda a mantenernos jóvenes, saludables, tónicos y dinámicos. También es muy beneficioso como antidepresivo, anti estrés, relaja los nervios, regulariza el sueño, regulariza el sistema digestivo y equilibra las emociones.

La práctica te hace consciente de la felicidad, ayudándote a encontrarte a tí mismo, y a disfrutar de una vida con una excelente salud física, emocional y espiritual.
MATERIAL DIDÁCTICO
Volver a MATERIAL DIDÁCTICO